lunes, 27 de diciembre de 2010


No tendría que estar triste...
Hoy el día amaneció brillante y muy frío, tal vez si no me hubiera puesto esta camiseta no se me escaparía el calor por las rayas blancas. El frío me entumece los párpados, casi no puedo levantarlos y la navidad me amenaza son su insensible jou, jou, jou¡¡¡¡ sonríe¡¡ sonríe¡¡
Pero no tengo ganas, hoy sólo tengo miedo de que cualquier día a fuerza de asomarnos al precipicio, en un arrebato insensato de valentía...
saltemos...
y caigamos.
Debería estar contenta.

jueves, 2 de diciembre de 2010


Un árbol de navidad asoma por debajo de la cama, veo a Angels estirar de él, lo saca con grandes esfuerzos y lo arrastra por todo el pasillo, baja escaleras, cruza puertas y lo pone de pie sobrepasando su cabeza. Me mira mientras lo aguanta y sonrie.