lunes, 21 de mayo de 2012

Mi casa mengua.
A la escalera le faltan escalones
y  los balcones no tienen barandillas.
Creo que va a desaparecer bajo mis pies,
naufragaré quizás en la piscina
hasta que el sabio Tiempo llegue a rescatarme
como en ese cuento.
Será verdad entonces que yo soy el hogar
y tú no tendrás más remedio que creerme.

2 comentarios:

Sergio DS dijo...

Tú casa será como será, pero se ha ganado un premio, pásate por la mía a recogerlo.
:)

inma ortiz dijo...

Ains qué ilusión me hace. Ahora voy. Gracias.